Páginas vistas en total

13 de abril de 2018

Tic-Tac


A veces, cierro los ojos y me dedico a pensar en todas las cosas que me han pasado y en como he ido creciendo y adaptándome en cada cambio.

Otras en cambio cierro los ojos y pienso en los que ya no están, en especial, ella. A veces intento recordarla, recordar su voz, sus ojos, su sonrisa, su verruga, su pelo blanco y su energía infinita. 

Me gustaría que me viera ahora, 8 años después, que viera en lo que me he convertido, en la mujer que intento ser paso a paso, me gustaría enseñarle a mis sobrinos, mis trabajos de clase, mis vestidos nuevos, y de paso, pedirle unos peucos nuevos de lana para el inverno.

Algunas veces el tiempo pasa demasiado rápido, tanto que no soy capaz de asimilar lo bueno que me está pasando, y otras veces, en cambio, me da la sensación de que el reloj se ríe de mi desesperación con cada "tic-tac".

Hoy he comprobado que a veces los sueños se cumplen, solo necesitas constancia y fe (y no hablo de la fe en dios, sino de la fe en ti mismo). Quizás algún día haya quien se vea reflejado en cada párrafo, hoy en día, me conformo con poder desahogarme con cada palabra que escribo.

He aprendido a superar mis límites, afrontar mis miedos y echarle huevos, y la verdad, es que me gusta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario